viernes, 2 de noviembre de 2018

Mateo 25,31-46 DIA DE LOS DIFUNTOS:

Resultado de imagen para Mateo 25,31-46
Jesús dijo a sus discípulos: 
"Cuando el Hijo del hombre venga en su gloria rodeado de todos los ángeles, se sentará en su trono glorioso.
Todas las naciones serán reunidas en su presencia, y él separará a unos de otros, como el pastor separa las ovejas de los cabritos,
y pondrá a aquellas a su derecha y a estos a su izquierda.
Entonces el Rey dirá a los que tenga a su derecha: 'Vengan, benditos de mi Padre, y reciban en herencia el Reino que les fue preparado desde el comienzo del mundo,
porque tuve hambre, y ustedes me dieron de comer; tuve sed, y me dieron de beber; estaba de paso, y me alojaron;
desnudo, y me vistieron; enfermo, y me visitaron; preso, y me vinieron a ver'.
Los justos le responderán: 'Señor, ¿cuándo te vimos hambriento, y te dimos de comer; sediento, y te dimos de beber?
¿Cuándo te vimos de paso, y te alojamos; desnudo, y te vestimos?
¿Cuándo te vimos enfermo o preso, y fuimos a verte?'.
Y el Rey les responderá: 'Les aseguro que cada vez que lo hicieron con el más pequeño de mis hermanos, lo hicieron conmigo'.
Luego dirá a los de su izquierda: 'Aléjense de mí, malditos; vayan al fuego eterno que fue preparado para el demonio y sus ángeles,
porque tuve hambre, y ustedes no me dieron de comer; tuve sed, y no me dieron de beber;
estaba de paso, y no me alojaron; desnudo, y no me vistieron; enfermo y preso, y no me visitaron'.
Estos, a su vez, le preguntarán: 'Señor, ¿cuándo te vimos hambriento o sediento, de paso o desnudo, enfermo o preso, y no te hemos socorrido?'.
Y él les responderá: 'Les aseguro que cada vez que no lo hicieron con el más pequeño de mis hermanos, tampoco lo hicieron conmigo'.
Estos irán al castigo eterno, y los justos a la Vida eterna".

Palabra del Señor.

Ahí estaremos todos algún día frente a Jesús. Nos preguntará si amamos, si dimos, si fuimos fieles a su amor.


Así estuvieron ellos al cruzar el umbral de la esperanza hacia un nuevo cielo. Ahí se encontraron con la mirada amorosa de Jesús que juzgó las buenas acciones, no tanto las buenas adhesiones a tal o cual religión.

Quienes vieron esa maravillosa película Coco, quizás recuerdan justamente la canción que se llama “recuérdame”:

Recuérdame hoy me tengo que ir mi amor

Recuérdame, no llores por favor
Te llevo en mi corazón y cerca me tendrás
A solas yo te cantaré soñando en regresar

Recuérdame, aunque tenga que emigrar

Recuérdame, si mi guitarra oyes llorar
Ella con su triste canto te acompañará
Hasta que en mis brazos estés, recuérdame

Recuérdame hoy me tengo que ir mi amor

Recuérdame, no llores por favor
Te llevo en mi corazón y cerca me tendrás
A solas…


Es que hoy, recordamos a nuestros amigos, hermanos, parientes que partieron un rato antes que nosotros.

Resultado de imagen para dia de los difuntosSabemos que Jesús está vivo a nuestro lado y con él vive mi papá, mi mamá, mi hermano, mi esposo, mi esposa, y en él podemos sentir su presencia viva que guían nuestros pasos, y proyectos… algún día nosotros también estaremos con Él, lo veremos tal cual es, podremos levantar la vista y mirarlo a los ojos y sentir en plenitud el amor, entenderemos todo, sabremos todo, podremos ayudar a nuestros seres queridos, mientras tanto seguimos aquí, como Iglesia peregrina , pensando en este día en todos nuestros amigos que ya partieron y que “desde alguna estrella” velan por cada uno.


Ojos que ya no miran, boca que no habla ni besa, ni bendice. Oídos que ya no escuchan, manos que no acarician ni trabajan ni modelan, ni pintan, ni entregan. Pies que ya no llevan a ningún lado, que se apagan…. Corazones que ya no palpitan, sonrisas que ya no alientan, palabras que se han ido, escrituras que quedarán en papeles amarillos. Hay un dolor en el pecho y en la vida cuando se van. Hay un desgarro  en el alma cuando parten, anticipando nuestra ida. Algún día volveremos a reunirnos, algún día volveremos a mirarnos de nuevo a los ojos, y nos daremos un abrazo, y ya será para siempre. Yo mismo conservo en mi billetera un pequeño papel amarillo con una frase de mi mama, y ver su letra maravillosa y pulcra, letra de maestra y madre, me da vida. En ese papel la siento viva, la siento conmigo. Entonces digo yo también: te recuerdo y en ese recuerdo vives para siempre… no se si recuerdan la película Coco, pero a riesgo de spoilearla, hay una parte muy bonita que avisa que cuando los muertos no tienen ya quienes los recuerden, desaparecen para siempre…


Resultado de imagen para dia de los difuntosPor ellos, por nosotros, porque se fueron, porque nos esperan, porque están presentes, aunque ya no están, porque cada papel escrito en hojas ya amarillas, nos hablan desde el recuerdo y la emoción, por ellos, hoy rezamos, hoy rogamos, hoy lloramos, pero también, esperamos ya no buscarlo entre los muertos a los que viven para siempre.

Buena jornada para todos.

Publicar un comentario